PIDE EL CARDENAL DE GUADALAJARA ACCIONES DEL GOBIERNO DE MÉXICO PARA HACER UN ALTO A LA IMPUNIDAD Y LA VIOLENCIA, LUEGO DEL ASESINATO DE DOS SACERDOTES JESUITAS.

Entradas recientes

Por José Manuel Ramírez

Al finalizar el mensaje de bienvenida a los participantes de la IX Asamblea Eclesial de Pastoral, que desde ayer miércoles y hasta el próximo viernes 24 de junio, celebra la Arquidiócesis de Guadalajara, el Cardenal José Francisco Robles Ortega fijó su postura sobre el asesinato de los dos sacerdotes Jesuitas asesinados en Cerocahui, Chihuahua y pidió que los responsables sean llevados ante la justicia para que paguen por esas muertes.

 

Dijo que la muerte de los dos sacerdotes Jesuitas se suma a una lista amplia de asesinatos de sacerdotes en México, pero este acto “asume toda la gravedad del hecho de la violencia que estamos viviendo en nuestro país”.

 

“Los sacerdotes estaban en un lugar que corresponde a su acción ministerial, en un lugar que se supone es el lugar donde se experimenta la fuerza, la presencia y la misericordia de Dios Padre, estaban cumpliendo su misión, haciendo su ministerio, no estaban haciendo cosas de subversión o de alentar la violencia de los grupos contra el gobierno, estaban en un lugar, el más adecuado para su ministerio…estaban ejerciendo su ministerio y arteramente los ejecutan, sin más, tan sólo porque estaban haciendo el bien a una persona que se acercó requiriendo el bien”.

El Cardenal Robles Ortega hizo un llamado al Gobierno de Andrés Manuel López Obrador para cambie su política de abrazos contra el crimen organizado.  “Esta gente no sabe de abrazos, por más que el gobierno se los ofrezca y se los prometa, y se los de, ellos no entienden de abrazos, ellos solamente saben de balazos, y no estoy diciendo con esto que el gobierno tiene que tomar la estrategia de echarles balazo a esta gene, no, sencillamente de llevarlos ante la ley por los asesinatos y por todas las actividades que realizan en contra de la ley”.

 

Dijo que el Gobierno tiene que poner un alto a la impunidad con este tipo de hechos: “El gobierno tiene que mandarles el mensaje de que no habrá más impunidad, porque ese mensaje de abrazos es un mensaje de abrazos es un mensaje de impunidad”.